Contacta a deneto

  • Escribeme aquí
  • mensajes de esperanza y vida

    Dedicar cualquier día?



    ¿El séptimo día de adorar depende del día en que se empiece a trabajar?
     
    Un viejo y desgastado argumento de algunos pastores evangélicos y promovido por algunos testigos de la warchtower dice que el séptimo día es el séptimo dependiendo  del día en el que alguien empezó a trabajar. Así si alguien empezó a trabajar un jueves su séptimo  día será el miércoles  o si empezó un martes su séptimo día será un lunes.
    Si   se considerara en la Biblia que al Señor se le debe dedicar el séptimo día de   trabajo, entonces dicho argumento pareciera   ser válido para alguien que empezó a trabajar por ejemplo un martes o jueves o cualquier día de la semana y dedicarle al Señor el día que le dieron libre en la empresa donde labora.   Pero en la Biblia no se enseña tal cosa y ella demuestra que tal argumento es errado.
     
    a) Es el día al que el Señor designó con nombre propio.
    La Biblia establece claramente que el Señor creo la tierra y lo que en ella hay en seis días y reposó el séptimo  día(Gen 2:1-3) Desde la misma creación Dios estableció los días de la semana, pero reposó el séptimo  día de la semana y le asignó un nombre propio: Sábado
    Entonces no es el día que a mí me den libre en la empresa ni el séptimo día después de una semana de labores, es el día al que el Señor designó con nombre propio
    En la Biblia a los días de la semana se les llama primer día de la semana, sexto día, etc. pero al referirse al sábado no se ocupa en solo llamarle el séptimo día, sino que Dios le dio nombre propio y lo llamó sábado. 
    El término sábado  deriva del hebreo “shabbát” reposo, descanso, día de reposo. Es el púnico  día designado por nombre propio en la Biblia y al único al que llama el Señor a dedicarle.
     

    b) Es el día al que el Señor declaró santo y bendito
    Decir que le daré al Señor cualquier día de la semana o el día que tengo libre es errado porque  Dios solo declaró uno como el único día santo y bendito.
    Génesis 2:3 Y bendijo Dios al día séptimo, y lo santificó, porque en él reposó de toda la obra que había hecho en la creación.
    El sábado a diferencia de los otros días de la semana es el único al que el Señor santificó    y bendijo.    La palabra bendito   deriva del hebreo  “barak” bendecir con abundancia, loar, dichoso, bienaventurado, dar bendición.
    Y la  expresión santificar  del hebreo   “cadásh” que significa apartar, dedicar, consagrar, purificar, santificar.
    Estas características  especiales demuestran que no es dedicarle al Señor cualquier día de la semana, es dedicarle el día que él ha consagrado o puesto aparte y que le ha dado bendición  con abundancia.
     
    c) Es el día ordenado por el Señor
    El séptimo día no es el día que me den libre en la empresa  o el séptimo dependiendo del día en que empecé a trabajar.
    Dios ordena clara y expresamente cuál es el séptimo  día a reposar y a dedicarle exclusivamente a él
    Éxodo 20:8-11
    Acuérdate de santificar el día de sábado. Los seis días trabajarás, y harás todas tus labores. El día séptimo es sábado, o fiesta del Señor Dios tuyo. Ningún trabajo harás en él, ni tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu criado, ni tu criada, ni tus bestias de carga, ni el extranjero que habita dentro de tus puertas o poblaciones. Por cuanto el Señor en seis días hizo el cielo y la tierra, y el mar, y todas las cosas que hay en ellos, y descansó en el día séptimo; por esto bendijo el Señor el día del sábado, y le santificó.
     
    En la Biblia se establece claramente que el día a dedicarle es el sábado, no es el domingo, ni el martes ni el jueves o viernes, ni el día que me den libre en la empresa donde laboro. Dios ordenó claramente el sábado como día de reposo y no cualquier otro.
     

    d) La Biblia no dice acuérdate de un día en la semana
    La Biblia no dice que el día de reposo sea opcional ni que  una persona puede elegir cualquier día de la semana o el que más le convenga. La Biblia no dice “Acuérdate de cualquier día de la semana para santificarlo” Tampoco dice “Acuérdate de elegir un día en la semana para santificarlo”. La Biblia dice “Acuérdate del día sábado  para santificarlo”. La Biblia establece únicamente  acordarse como día a santificar  el sábado y no cualquier día de la semana. 
     

    Conclusión:
    La Biblia no dice que cualquier día puede ser santo y cualquier día dedicarle al Señor, el único día declarado santo y bendito y  al que llama el Señor  a dedicarle es el día de reposo. El día de reposo no es el que me den libre en la empresa donde trabajo ni el que más me convenga para dedicarle al Señor, el día de reposo es el séptimo día de la semana. El día establecido por Dios en su palabra y llamado sábado.





    Temas de adoración
    Temas sobre la trinidad
    Respuesta a apostatas
  • Reformistas
  • Profecías.com
  • Verdadasd
  •  


    LuX Design, visit Netmeter

    => ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=